¿Cómo influye la inflación en la economía doméstica?

Archivado en Dinero 

La palabra inflación aparece casi todos los días en los medios de comunicación. Sin embargo, hay personas que creen que se trata de algo que solo debe preocupar a los economistas y grandes empresarios. Nada mas lejos de la realidad; la inflación afecta por igual a toda la sociedad.

¿Qué es la inflación?
Según el Diccionario de Economía y Negocios, de la auditora Arthur Andersen, es: “La elevación general del nivel de precios que normalmente es medida con el Indice de Precios al Consumo (IPC). Produce una disminución del poder adquisitivo del dinero, y no afecta a todos los sectores o personas por igual, pues los precios o las rentas no crecen en igual proporción para unos u otros”.

Pero, ¿por qué hay inflación? Sus causas son variadas y además, ni siquiera todos los economistas se ponen de acuerdo para conjuntarlas, aunque sí coinciden en señalar un grupo de ellas como las más importantes.

Causas de la inflación
En primer lugar los expertos en economía apuntan como una causa importante en el desarrollo de la inflación, que el nivel de ingresos, del país aumente, ya que esto motiva que la gente gaste más dinero y los precios se elevan, debido a la ley de la oferta y la demanda.

Esta ley funciona de forma muy mecánica; existen más compradores, mientras los productores fabrican más para satisfacer esa demanda y los vendedores, llevados por la alta demanda de los consumidores, suben los precios de los productos.

Otra causa importante que los economistas citan es el hecho de que algunos factores necesarios para la producción incrementen su precio, por ejemplo, que suba la gasolina o que los trabajadores exijan subida de salarios. El empresario repercutirá esas subidas en los precios que se incrementarán.

Y otro de los factores que incluyen la mayoría de los expertos es el aumento de los beneficios empresariales. Esto es, que los empresarios quieran aumentar su cuota de beneficios, para lo cual, si hay una buena demanda, pueden aumentar los precios y por lo tanto, ganar más sin disminuir sus ventas.

Consecuencias
El hecho de que haya inflación significa que con el mismo dinero de antes, se pueden comprar menos cosas, con lo cual, el consumidor pierde poder adquisitivo. Además, no todos los productos tienden a cambiar de igual forma sus precios, con lo cual se dan distorsiones en el mercado; algunas consecuencias son que no se sabe qué es lo más demandado y se producen artículos que nadie compra.

Por otra parte, en una economía abierta al mercado exterior, la inflación hace que el precio de los productos nacionales sea más alto que los extranjeros, con lo que el consumo de artículos nacionales descenderá a favor de los importados de fuera, más baratos en relación con los productos del país.

Efecto bola de nieve
Pero los principales efectos negativos para el bolsillo de los consumidores son los que se derivan de las políticas económicas que intentan frenar la inflación. Estas políticas las lleva a cabo el Banco Central Europeo en todos los países de la Unión Europea; el objetivo último es disminuir el consumo y que así bajen los precios. Para lograr esto se encarecen los tipos de interés, con lo cual por ejemplo una hipoteca que esté a está a tipo variable o, pedir un crédito personal costará más que antes de que creciera la inflación. El resultado es una cadena que afecta a toda la sociedad.

Al subir los tipos de interés del dinero, los empresarios, por ejemplo, pedirán menos prestado y de esta forma, invertirán menos porque hacerlo será más caro y, si se invierte menos, se producirá también menos, con lo que no se contratará menos mano de obra y aumentará el paro.

Pautas de consumo
Para medir la inflación se utiliza el IPC, que está compuesto por el precio de distintos bienes que conforman la cesta de la compra habitual. Actualmente, los grupos de bienes de primera necesidad –alimentos, calzado y textil-, van perdiendo peso en la cesta de la compra para aumentar el consumo de grupos como la vivienda, transportes y comunicaciones. Y es que cada época y sociedad tiene sus prioridades, que son las que realmente harán subir la inflación si se encaracen productos que se consideran relamnete necesarios o que s econsumen con asiduidad.

Por qjemplo, las familias de hoy adquieren mayor cantidad de bienes duraderos, como consecuencia del desarrollo de la industria productiva nacional.

Y es que el desarrollo de la economía está íntimamente ligado al desarrollo de la sociedad; de hecho, el crecimiento económico ha provocado cambios en la sociedad que se reflejan en el consumo como el incremento del tiempo libre y ocio, desarrollo de los grandes núcleos urbanos, etc.

Comentarios

Escribe un Comentario