Para comenzar a trabajar con el Método Pilates, el instructor debe analizar la condición física de cada persona, sus desequilibrios, debilidades, problemas y necesidades, lo que quiere decir que antes de empezar es recomendable dejar todos los datos o historial físico en manos de profesionales (lesiones antiguas, dolores actuales, edad, sexo, si ha practicado o no algún tipo de ejercicio).

El Método Pilates se centra en el acondicionamiento corporal por que es una técnica que trabaja sobre las condiciones del cuerpo que tiene uno. Al tener un mapa corporal se puede empezar a diseñar una clase especialmente hecha para el cuerpo que tenemos delante. Uno de los principios de Pilares era que cada uno tiene un cuerpo diferente y que entones necesita una atención diferente. Poco a poco se irán superando distintas fases, teniendo en cuenta que es indispensable el control de la respiración para activar cada músculo con un propósito específico.

Los movimientos son lentos y suaves; precisan de una concentración similar a la del yoga, por lo que sirve también para liberar tensiones y problemas. Al principio se empieza siempre desde el centro del cuerpo lo que llamamos el “centro de energía” y que incorpora los abdominales, los lumbares y los glúteos. Al tener este centro fuerte el cuerpo esta protegido. A partir de aquí, se empieza a extender a diferentes partes del cuerpo porque Pilates está concebido para ejercitar el cuerpo desde el centro a las extremidades, adoptando prácticamente todas las posturas posibles, algunas increíbles.

J. H. Pilates inventó un sistema único y original de aparatos para realizar los ejercicios basados en su método. Cada uno de ellos tiene sus propias características. Un estudio de Pilates esta equipado de más de una docena de aparatos que ayudan al profesor a diseñar su clase para cualquier tipo de cuerpo.

Una de la maquinas principales se llama Reformer que tiene aspecto de una cama con un carro con ruedas que se desliza hacia arriba y abajo, lo que permite al cliente practicar los movimientos que haría de pie pero tumbado, sin que se produzcan impactos sobre las articulaciones. Es la máquina más utilizada y de la que se ha hecho una versión pensada para los clubes de fitness y para hacer clases colectivas y coreografiadas con música. Trabaja los pies, los muslos, la columna, el abdomen y los hombros. Los principiantes comienzan trabajando en una colchoneta en el suelo y, a medida que van avanzando, pasan al Reformer y otros aparatos.

Otra maquina muy utilizada es el Cadillac. Su diseño, tras años de experimentación se asemeja al de una cama de hospital donde se ha colocado una infraestructura de metal con muelles y barras. En este aparato, la persona puede estirar o refortalecer su cuerpo sin moverse demasiado.

Las otras maquinas que se utilizan son básicamente las que ayudan a aliviar el esfuerzo y a estirar o refortalecer el cuerpo siguiendo el alineamiento natural de éste. Las tres bases de Pilates son: estiramiento, fuerza y control. Lo que se intenta, por tanto, es adquirir un cuerpo ágil, gracias al estiramiento fibrado y fuerte con ejercicios correctamente realizados.